Ensalada de arroz oriental

numero de comensales 4
tiempo de preparacion 30
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (2 votos, promedio: 5,00 de 5)

Elaboración

  • ingredientes ensalada oriental

  • Lo primero para nuestra ensalada de arroz oriental será preparar la base de la misma, es decir, el arroz. Para ello, ponemos un poco de agua a hervir en una cazuela, donde diluimos la pastilla de caldo concentrado de pollo para seguidamente echar el arroz. El tiempo de cocción será de unos 20 minutos. Recuerda que para este tipo de recetas es muy importante medir la cantidad de agua, que será el doble que la de arroz que utilicemos. Cuando nuestro arroz esté listo, lo retiraremos del fuego, lo escurrimos y lo pasamos por agua fría para que no siga su proceso de cocción por estar todavía caliente. Lo reservaremos para más adelante.
    hervimos el arroz

  • El siguiente paso será comenzar a preparar los que serán los complementos de la ensalada de arroz oriental. Empezaremos por las pechugas de pollo, que doraremos en una sartén con un poco de aceite de oliva y a las que también añadiremos un poco de sal y pimienta negra molida al gusto. La pimienta les da un toque de sabor distinto y muy rico. Cuando estén listas, las apartamos del fuego y reservamos aparte.
    doramos la pechuga de pollo

  • Ahora es el momento de usar la masa de hojaldre. La extendemos en la encimera con la ayuda de un rodillo si es necesario y la cortamos en largas tiras con la anchura aproximada de un tallarín. Ponemos estas tiras sobre un papel de horno (si tienes cuidado al hacer los cortes incluso puedes aprovechar el que ya viene con la misma masa de hojaldre) y las introducimos en el horno para que se cuezan y se tuesten durante unos 20 minutos. Una vez que estén doraditas las sacamos y las dejamos enfriar. 

    introducir el hojaldre en el horno

  • Mientras tanto podemos ir pelando las dos mandarinas y cortando cada gajo en tres trozos. Si has optado por usar lechuga o ensalada de brotes, lávalos un poco con agua. Dispón la lechuga o los brotes como base en el plato en el que vayas a servir la ensalada. Servirá de cama para el arroz. Después añadimos el arroz cubriendo la lechuga o los brotes y, sobre éste, pondremos los trocitos que hemos cortado de mandarinas, las pasas y la pechuga que hemos frito al principio cortada en tiras.

    cortando mandarinasañadir la lechuga
    añadir el arroz a la ensaladaañadir la pechuga cortada

  • Para el aliño te proponemos que prepares tú mismo una salsa agridulce casera que le queda fenomenal a esta ensalada.Para elaborar esta salsa es necesario que mezcles medio vaso de aceite con un cuarto de vaso de vinagre y añadas tres cucharadas de azúcar o dos de miel. Puedes usar para azucarar la salsa la opción que más prefieras. Después, bate todo enérgicamente hasta conseguir una mezcla consistente. Vierte el aderezo sobre la ensalada.
    Aliñar la ensalada con salsa agridulce

  • Y como la puntilla final al emplatado de nuestra ensalada, puedes partir con las manos algunos de los palitos de hojaldre que hemos hecho y esparcirlos por la ensalada. También puedes ponerlos como mera decoración, enteros, encima de toda la mezcla de la ensalada o servirlos por separado.
    añadimos palitos de hojaldre horneado

Otras variedades de ensalada oriental

Como prácticamente todas las recetas provenientes de Oriente, la ensalada de arroz oriental cuenta con muchas variantes y variaciones que han ido surgiendo según la zona en que la comas o incluso según la época en la que lo hagas.

En algunas ocasiones, las pechugas de pollo se sirven empanadas, bien con un rebozado clásico que puede recordar a una ensalada más americana, o bien con un rebozado que incluya semillas y le den al pollo un toque crujiente muy interesante.

Otra de las opciones es servirla sustituyendo el pollo por pescado. Por ejemplo, un tataki de atún queda muy bien con esta mezcla de ingredientes.

En cuanto al aderezo también podemos optar por distintos sabores que se alejen un poco de lo dulce si te gustan los sabores más salados. Puedes preparar una vinagreta a base de soja, con toques de jengibre o incluso con ajonjolí.

Y si quieres elaborar un plato de lo más completo, puedes mezclar distintas variedades de arroz o incluso arroz con fideos chinos o algún tipo de pasta. Este plato no requiere un tiempo especial de preparación, pero sí te permite preparar un plato muy completo en nutrientes y proteínas para tener energía durante todo el día. Además, te ofrece la posibilidad de jugar con los ingredientes que tengas por casa y de dejarla preparada para que te dure varios días.

Propiedades beneficiosas del arroz

El arroz es uno de los alimentos básicos en prácticamente todas las gastronomías a nivel mundial. Constituye, así, la base de la alimentación de prácticamente la mitad de la población del mundo. Esto se debe a que es uno de los cereales más equilibrados en nutrientes y con más propiedades beneficiosas para la salud.

Aunque se calcula que lleva cultivándose en Asia y Oriente Medio desde unos 8000 años antes de Cristo, no fue hasta el siglo XVIII a.C. cuando su cultivo se extendió hacia el Mediterráneo. Se dice que fueron los árabes los encargados de difundir la costumbre de este cultivo por toda la cuenca mediterránea mientras que, tras el descubrimiento de América fueron los españoles y portugueses quienes lo exportaron hacia el “nuevo mundo”.

El arroz aporta una gran cantidad de energía gracias a que es rico en hidratos de carbono. Concretamente la variedad integral de este cereal cuenta con múltiples propiedades, como una riqueza vitamínica superior, así como una ayuda extra para mantener el equilibrio del ánimo y la vitalidad.

Además, el arroz en general es un estupendo bálsamo digestivo que nos ayuda a equilibrar el tránsito intestinal cuando algo lo ha dañado, ya que su salvado no resulta irritante al intestino, no como ocurre con otro tipo de cereales. Por esta razón es un alimento muy recomendable para aquellos que sufren la enfermedad del colon irritable. 

Por otra parte también es beneficioso para la regulación de la presión arterial, así como para reducir el nivel de colesterol LDL e incluso para prevenir algunos tipos de cáncer como el de próstata, colon o mama. Se recomienda consumir platos a base de arroz unas tres o cuatro veces por semana.

Es también un alimento que favorece la liberación regular, gradual y estable de energía. Por lo que es el plato perfecto para esos días en los que sabemos que necesitamos un chute extra de energía.

Ingredientes

  • 300 g de arroz Brillante Sabroz
  • Masa de hojaldre
  • 2 filetes de pechuga de pollo
  • 2 mandarinas
  • Lechuga o Ensalada de brotes (opcional)
  • Pasas de Corinto
  • 1 pastilla de caldo de pollo
  • Aceite de oliva
  • Vinagre
  • Azúcar
  • Sal
  • Pimienta

Autor

Brillante Brillante Brillante, te lo pone fácil

También te puede gustar