Paella mixta

numero de comensales 5
tiempo de preparacion 30'
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (19 votos, promedio: 3,89 de 5)

Elaboración

  • ¿Listos para empezar con esta deliciosa paella mixta? Lo primero que vamos a hacer es abrir los mejillones en la paella, sobre un chorreón de aceite. Cuando estén listos, los retiramos a un plato.

    Abrimos los mejillones sobre la paella

  • Después troceamos el pollo y lo doramos durante 5 minutos, a fuego medio-fuerte. Cuando esté crujiente, lo retiramos y lo reservamos.

    Trocemos el pollo y lo doramos

  • Picamos la cebolla y el ajo. Los rehogamos en el mismo aceite de la paella. Cuando estén cocinados la cebolla y el ajo, troceamos el chorizo y las judías verdes y los añadimos.

    Añadimos el chorizo y las judias junto a la cebolla y el ajo
    -Rallamos el tomate y lo añadimos al sofrito, con una cucharadita de pimentón dulce y unas hebras de azafrán. Añadimos el Arroz Brillante Sabroz y el pollo y sofreímos todo a fuego vivo.

    Añadimos el arroz y el pollo a la mezcla elaborada y lo sofreímos
    -Cubrimos la paella con agua (el doble y un poco más de agua que de arroz). Sazonamos y cocinamos a fuego fuerte, durante 10 minutos.

    Cubrimos la paella con agua y cocinamos a fuego alto por 10 minutos

  • Bajamos el fuego y añadimos los mejillones, los langostinos y el pimiento asado. Cocinamos a fuego medio durante 8 minutos más. Apartamos la paella y tapamos con un paño limpio y seco, dejándola reposar durante 5 minutos, y servimos.

    Bajamos el fuego y añadimos los mejillones, los langostinos y el pimiento asado

     

    Vídeo receta

Curiosidades sobre la paella 

La paella mixta es uno de los platos más característicos de la gastronomía española, tanto que en muchos países extranjeros, en cuanto se nombra a España se nombra a la paella. Y su popularidad es tanta que la paella está en el top 5 de las recetas más buscadas a nivel mundial, tan solo superada por platos italianos como la pasta y el risotto, y por un clásico nipón, el sushi.  

Se ha extendido tanto la paella que, si buscas cómo prepararla en Internet, puedes encontrar lo que cualquier valenciano consideraría auténticas aberraciones de su plato más tradicional, debido a las distintas interpretaciones de esta receta a lo largo del mundo. Y es que hay quien directamente se limita a hacer “arroz con cosas”, combinando ingredientes que pueden resultar de lo más bizarros 

Navegando por la red podemos encontrar desde paella con un huevo escalfado encima y lonchas de jamón hasta una especie de sushi con el arroz de la paella, pasando por croquetas con las sobras de la paella del día anterior, tartar de paella o incluso paella con sandía. Porque, ¿por qué elegir si puedes tener todos los platos en uno solo? 

Pero no hay que buscar ejemplos tan extremos. Lo cierto es que a un valenciano que le guste lo tradicional la paella mixta tampoco le hace mucha gracia, ya que la receta original no incluye el pescado o el marisco por ningún lado. La paella tradicional tan solo lleva carne de ave de corral o conejo, puesto que era la carne más accesible cuando este plato nació, allá por el siglo XV, en la zona de la Albufera valenciana. También lleva algunas verduras, como pueden ser las judías verdes y los garrafones, pero en ningún caso lleva mejillones, calamares o almejas.  

A lo largo de los más de cinco siglos de historia de esta receta se han ido creando modificaciones y variaciones del plato, que van desde la original hasta la marinera, pasando por el arroz negro (con calamares y coloreado con la tinta de estos), hasta la paella vegana, que solo incluye las verduras en el arroz. Y es que lo bueno de la paella es que se puede personalizar según los gustos y necesidades de cada comensal.  

Eso sí, debes cocinarla en una paellera, que es el recipiente por el cual este plato toma su nombre. Además, tradicionalmente, la paella se tomaba directamente de la paellera, sin servir en platos, y con una cuchara de madera.  

La tradicional paella de los jueves 

Aunque en muchos restaurantes y bares puedes encontrar paella en el menú semanal cualquier día de la semana, el día que con mayor frecuencia ofrecen paella mixta en los establecimientos es el jueves. Pero, ¿sabes por qué? Se dice que en tiempos de la dictadura, Franco solía comer paella los jueves, de manera que todos los restaurantes incluían este plato en su menú por si aparecía, ya que era uno de sus platos favoritos.  

Otra de las teorías es que los jueves solía ser el día de libranza de las cocineras en las casas adineradas, así que ellas dejaban listo el sofrito el día anterior para que el jueves tan solo tuviesen que añadir el arroz al preparado y tuviesen la comida lista y recién hecha.  

Para una buena paella, un buen sofrito

El sofrito es una de las claves más importantes para conseguir una paella perfecta. Hacerlo depende un poco del gusto de cada uno, pero en general suele prepararse con pimiento (verde, rojo o de los dos), un poco de ajo y tomate; este último mejor pelado y rallado, que completo. Hay personas que para la paella prefieren no ponerle cebolla, ya que consideran que ablanda el arroz, pero también le da un sabor exquisito. Así que lo dejamos a tu gusto.

Una vez elegidos los ingredientes, el truco está en cortar las verduras bien menudas y, si no te gusta encontrar trocitos, rallar tanto el tomate como la cebolla.

Mejillones, excelente fuente de nutrientes 

Los mejillones no solo son un manjar, sino que también son una excelente fuente de vitaminas y minerales esencialesUnos 10 mejillones aportan la cantidad de vitamina B12 que necesita incluir una persona en su dieta diaria. También aporta selenio y manganeso. Estas vitaminas son necesarias para el buen funcionamiento del organismo, ya que ayudan a funciones como la formación de glóbulos rojos o el correcto funcionamiento del sistema inmunológico, la glándula tiroides o el metabolismo.  

Los mejillones son los mariscos con más ácidos grasos omega-3. Este ácido graso insaturado ayuda a la prevención de enfermedades cardiovasculares por sus propiedades antinflamatorias. También son muy ricos en sodio, yodo, vitamina C y vitamina A. 

Y quizá su propiedad más beneficiosa es que aportan proteínas de una excelente calidad. Y es que unos 10 mejillones cocidos aportan la misma cantidad de proteína que 150 gramos de filete de ternera, pero con un aporte de grasa muy inferior. 100 gramos de mejillones tienen solo 70 calorías y menos de 2 gramos de grasa. 

En definitiva, son un gran aliado para una dieta saludable.   

Ingredientes

  • Sabroz: 400 g Arroz Sabroz
  • 1 muslo de pollo con piel deshuesado
  • 1 diente de ajo grande
  • 1 cebolla
  • 1 tomate maduro
  • 1 cucharadita de pimentón dulce
  • 100 g de judías verdes
  • 100 g de chorizo
  • 8 mejillones
  • 4 langostinos
  • 1 pimiento rojo asado, pelado y cortado en tiras
  • Unas hebras de azafrán o colorante alimentario
  • Aceite de oliva y sal

Autor

Brillante Brillante Brillante, te lo pone fácil

También te puede gustar

*campo requerido

Puedes cambiar de opinión en cualquier momento haciendo clic en el enlace de cancelar la suscripción que hay en el pie de página de cualquier correo electrónico que recibas de nuestra parte, o poniéndote en contacto con nosotros mediante el email novedades@brillante.es. Trataremos tu información con respeto. Para obtener más información acerca de nuestras prácticas de privacidad, visita esta página.

En Brillante, utilizamos Mailchimp como plataforma de marketing. Haciendo clic en "Suscribirme", entiendes y aceptas que tus datos se procesarán en servidores gestionados por Mailchimp. Lee aquí sobre las políticas de privacidad de Mailchimp.