Arroz inflado

numero de comensales 2
tiempo de preparacion 180'
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (4 votos, promedio: 4,25 de 5)

Elaboración

  • Comenzamos por reunir todos los ingredientes necesarios para elaborar esta receta de arroz inflado, de manera que los tengamos a mano durante la preparación.
    Reunir todos los ingredientes necesarios para elaborar esta receta de arroz inflado

  • A diferencia de otras preparaciones más comunes, en esta receta de arroz inflado debemos comenzar por poner el arroz en una cazuela, cuando aún no se ha vertido ni aceite ni agua.
    Ponemos el arroz en una cazuela sin agua ni aceite

  • Después agregamos el agua a la olla y dejamos cocinar el arroz unos 20 minutos. Si faltara agua, hay que añadirla. Y si nos quedara suelto, lo colamos.
    Agregamos el agua a la olla y dejamos cocinar el arroz unos 20 minutos

  • Extender el arroz cocido en una bandeja del horno, encima de un papel antiadherente, y cocinar con el horno precalentado a 65ºC durante 3 horas, hasta que quede seco.
    Extender el arroz cocido en una bandeja del horno sobre papel antiadherente

  • En un cazo, poner al fuego bastante aceite, hasta que esté bien caliente. Añadir poco a poco el arroz, moviéndolo para evitar que se queme. Retirar con ayuda de una espumadera.
    Añadir poco a poco el arroz sobre la olla con aceite y escurrir

  • Colocar sobre papel absorbente para eliminar el aceite sobrante. Una vez listo nuestro arroz inflado, conservar cerrado herméticamente.
    Colocar el arroz inflado sobre papel absorbente para eliminar el aceite sobrante

  • Finalmente, podemos añadir azúcar, cacao o cualquier saborizante. Incluso podemos cocerlo en leche si lo queremos más dulce.

Vídeo receta

Entre los muchos aperitivos que podemos disfrutar, el arroz inflado es un manjar fácil de preparar y que, por tanto, podemos degustar en casa. Belén Cocinar para dos nos da la receta de este tentempié saludable que puedes comer ya sea a media mañana o durante la merienda. Esta receta de arroz inflado es perfecta para darte un homenaje estas navidades. ¿A qué esperas para ponerte manos a la obra y sorprender a todos en casa? Tú también puedes hacer el aperitivo saludable perfecto en casa.

El aperitivo genial para hacerle frente al picoteo

Cuando éramos pequeños, uno de los aperitivos más queridos y que buscábamos con más ganas era el arroz inflado. Delicioso, suave y nutritivo, nos los comíamos a cucharadas o incluso puñados, una delicia llena de oportunidades, con la que ahora también podemos disfrutar cocinándola en casa. Así como las palomitas se obtienen inflando el grano de maíz con ayuda de una olla con aceite y sal, el arroz inflado funciona de forma muy parecida. Solo necesitarás un puñado de arroz para hacer realidad tus expectativas. Además, una vez que hayas preparado este arroz inflado, puedes utilizarlo para elaborar otros platos como el turrón de chocolate con arroz inflado

Es un snack ideal para grandes y pequeños, que podemos hacer tanto dulce como salado, ya que podemos echarle cacao u otras especias que nos gusten, para darle sabor. Horneados con miel pueden ser el cereal perfecto para nuestro desayuno. También puedes incluirlo en ensaladas, postres o incluso yogures. ¡Usa la imaginación! Eso sí, mucha paciencia porque tardará bastante en hacerse. Una vez preparado, no tienes por qué preocuparte por la conservación, ya que puedes guardarlo en tarros y consumirlo cuando quieras. El picoteo ideal para vegetarianos, veganos y personas con intolerancias. ¿A qué esperas para empezar a disfrutar de él?

Un truco Brillante: ¡dale el sabor que más te guste!

Hoy no os hablamos de un ingrediente en concreto, sino que te animamos a que pruebes con el sabor que más te gusta. Puedes probar a echarle a tu arroz inflado un poco de azúcar, mezclarlo con miel para hacer unos cereales improvisados o incluso mezclarlo con cacao para darle un toque muy dulce. En esta ocasión, tienes una amplia gama de posibilidades para hacer el plato que más te guste. Disfruta de las posibilidades que te da el arroz inflado con sabores o, simplemente, déjate llevar por su sabor natural. El picoteo ideal.

El origen del arroz inflado

Parece ser que el arroz inflado tiene su origen en la cultura hindú. Y no es de extrañar, ya que Asia es el continente que más arroz produce y en el que más se consume este cereal. Aparece ya mencionado en una antología de canciones religiosas, que data del siglo XV, y es que junto con la panela (un dulce típico de esta zona y de América Latina, elaborado a partir de azúcar de caña) constituía una de las ofrendas para las deidades hindúes, especialmente para Vinayagar. En Corea del Norte existe también esta receta, pero allí recibe el nombre de twibap. 

Además de como ofrenda a los dioses, el arroz inflado suele usarse en la gastronomía a modo de elemento para el desayuno y como aperitivo, y en algunos lugares es muy común encontrarlo como una especie de comida callejera. En algunas regiones de Asia, como la de Bangladesh o Bengala, el arroz inflado se consume como una especie de palomitas de maíz, solo que el cereal del que proviene es el arroz en lugar del maíz. 

Otras recetas para hacer con arroz inflado

El arroz inflado es uno de los snacks más saludables que podemos encontrar en el panorama gastronómico. Como derivado del arroz que es, hereda de este cereal todas las propiedades a nivel nutricional y medicinal. Se trata de una receta que contiene pocas grasas, pero muchos hidratos de carbono y proteínas que nos darán un chute extra de energía justo en el momento en que lo necesitemos. 

Puedes comer este arroz inflado directamente como queda tras cocinarlo con la receta que te proponemos, pero también puedes elaborar otro tipo de recetas a partir del resultado. Por ejemplo, puedes hacer las famosas tortitas de arroz, versionadas y a tu gusto, con los ingredientes con los que tu imaginación esté dispuesta a jugar. 

Puedes hacer snacks en forma de galleta, o quizás piruletas y bolitas crujientes que puedes mezclar fácilmente con chocolate u otros elementos dulces a modo de decoración. Otra opción, que le dará un toque de jugosidad, es hacer una especie de pastelitos con dos capas de arroz inflado y, entre ambos, poner una capa de mermelada o de algún otro sirope para darle un sabor diferente. 

Y, por supuesto, a la hora de elaborar recetas a partir de este arroz inflado, no puedes olvidarte de hacer el famoso turrón de arroz inflado y chocolate.

¿Te atreves a experimentar otras formas del arroz?

Ingredientes

  • Sabroz: 100 g Arroz Sabroz
  • 250 ml de agua
  • Aceite de girasol
  • Azúcar, cacao o saborizantes (opcional)

Autor

Belén Cocinar para dos

También te puede gustar

*campo requerido

Puedes cambiar de opinión en cualquier momento haciendo clic en el enlace de cancelar la suscripción que hay en el pie de página de cualquier correo electrónico que recibas de nuestra parte, o poniéndote en contacto con nosotros mediante el email novedades@brillante.es. Trataremos tu información con respeto. Para obtener más información acerca de nuestras prácticas de privacidad, visita esta página.

En Brillante, utilizamos Mailchimp como plataforma de marketing. Haciendo clic en "Suscribirme", entiendes y aceptas que tus datos se procesarán en servidores gestionados por Mailchimp. Lee aquí sobre las políticas de privacidad de Mailchimp.