Guiso de legumbres

numero de comensales 1
tiempo de preparacion 5
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, promedio: 5,00 de 5)

Elaboración

  • Sin calentar desmenuzar en un plato el arroz del vasito hasta que quede suelto.

  • Añadir las judías, las lentejas y las acelgas.

  • Añadir la carne de pimiento.

  • Añadir el agua y salar al gusto.

  • Remover todo y meter en el microondas 3 minutos a máxima potencia, 800W.

En poco más de cinco minutos tendrás lista esta receta de guiso de legumbres con la que puedes solucionar tu comida de forma rica y sana, a la par que nutritiva. Con este guiso comerás la ración de legumbres necesaria en tu dieta diaria, aportándote todos los beneficios de este grupo de alimentos, que unidos al arroz hacen de este el plato perfecto para tu día a día.

Además, se trata de una receta sin presencia de carne, por lo que podemos incluirlo en nuestra dieta vegana o vegetariana sin problema. si no te gusta especialmente alguna de las legumbres que hemos elegido puedes cambiarla perfectamente por otra, ya que todas ellas te aportarán los nutrientes necesarios y el plato quedará igual de rico.

Sal de la rutina alimenticia

A veces nuestra rutina de trabajo no nos deja tiempo que dedicar a la cocina, sin embargo debemos compaginarlo con tener una dieta equilibrada que nos aporte la energía que necesita nuestro organismo. ¿Buscas una receta con la que sacarte de los apuros del día a día? Este guiso de legumbres es genial para incluirlo en tu menú semanal. Una opción muy rica y saludable que estará lista en mucho menos de lo que te imaginas; apta para veganos y vegetarianos. Lo único que necesitas es contar con los ingredientes adecuados. Ahorra tiempo y disfruta de todos los beneficios del arroz con estos Vasitos de Arroz Integral Brillante en tan solo un minuto en el microondas. Evita esos 40 minutos de cocción del arroz integral y cómelo donde y cuando quieras.

Para esta receta hemos utilizado judías blancas, lentejas y acelgas, sin embargo, esta receta puede ser tan flexible como desees. Lo importante es ahorrar el mayor tiempo posible, por lo que si no cuentas con alguna de estas legumbres, puedes sustituirla por otra que tengas en casa. Por ejemplo, si no tienes judías blancas, podrías utilizar garbanzos cocidos. Del mismo modo, puedes combinar algunas verduras que tengas en tu despensa, o que te hayan sobrado de una receta anterior, para darle otro toque de sabor a tu gusto y aprovechar esos ingredientes que se quedan sueltos en la nevera y a los que no sabemos darle uso. Si te gusta esta receta, siempre puedes innovar y combinar cada vez los ingredientes a tu elección, para tener más de una posibilidad y no caer en la rutina.

Más recetas con arroz integral

Si te gusta el arroz integral y todavía necesitas más inspiración para dar rienda suelta a tu imaginación, o si ni siquiera cuentas con el tiempo suficiente para ser creativo, no te preocupes. En Brillante te enseñamos una larga lista de equilibradas que puedes introducir en tu dieta diaria, muy ricas y beneficiosas para tu organismo, y lo mejor: listas en muy poco tiempo. Porque comer rico y sano no tiene por qué estar ligado a pasar largas horas en la cocina.

Un buen ejemplo de esto podría ser esta deliciosa receta de Paella integral casi vegetariana, una opción tan sencilla y exquisita que te sorprenderá. Ahora una buena paella puede estar a tu alcance con unos sencillos pasos, junto a ingredientes muy fáciles de encontrar o que probablemente tendrás en tu nevera. ¿A qué estás esperando? Ya no tienes excusas para disfrutar de la comida de la forma más rica y saludable posible.

Los beneficios de comer legumbres

Para tener una dieta sana y equilibrada es muy importante que introduzcamos en nuestro menú semanal todos los alimentos que son beneficiosos para tu cuerpo. Entre ellos están las legumbres, un grupo de alimentos muy variado y que nos aporta muchas propiedades. Entre estas propiedades tenemos su alta cantidad de fibra, que ayudará a que nuestro tracto intestinal se mantenga en forma y que hagamos una digestión perfecta. Además, también nos ayuda a reducir el colesterol y a controlar nuestro nivel de glucosa.

Por otro lado, se trata de una perfecta fuente de proteínas de origen vegetal, por lo que si has decidido eliminar la carne de tu dieta, es el sustituto perfecto para mantener una dieta vegana o vegetariana. Su alta cantidad de hierro, además, ayuda a nuestros glóbulos rojos a mantenerse en buen estado.

Nuestro sistema nervioso central también se verá beneficiado con el consumo de legumbres, puesto que al contener estas vitamina B, esencial para el organismo, este sistema funcionará perfectamente. Para nuestro pelo, nuestra piel y nuestras uñas, consumir esta vitamina también será perfecto. Según algunos estudios que se han realizado recientemente, comer legumbres de forma sana y equilibrada puede ser un factor a favor a la hora de reducir la hipertensión y de prevenir ciertas enfermedades cardiovasculares. 

En general, comer una ración diaria de legumbres, nos puede ayudar a mantener a raya el colesterol malo. Hay muchas formas en las que podemos consumir este alimento, ya que entre sus variedades encontramos desde los garbanzos hasta los guisantes, pasando por las alubias de distintos colores (blancas, moradas, rojas…) y las lentejas.

Probablemente la manera más común de comer legumbres sea en forma de guiso, como te sugerimos en esta receta de hoy, pero hay muchas recetas que puedes elaborar con estos alimentos. Además, lo bueno que tienen es que hoy en día es muy común encontrarlas ya cocidas y envasadas en conserva, por lo que podrás ahorrarte el tedioso paso de cocer las legumbres y podrás consumirlas directamente del bote.

Entre estas recetas se encuentran los conocidos guisos, ya sea el cocido o las lentejas estofadas o alubias. Estos guisos combinan a la perfección con el arroz como acompañamiento, obteniendo un plato muy nutritivo. Pero también puedes tomar las legumbres en ensalada, para esos días de especial calor en los que un guiso caliente puede hacerse pesado. Otra forma que se está popularizando mucho es en forma de humus, que puede hacerse de garbanzos (quizás el más tradicional) o, por ejemplo, de lentejas. Al humus también puedes añadirle un poco de pimiento para darle un sabor distinto, aceitunas o incluso aguacate. Ya sabes que la imaginación en la cocina termina cuando tú lo decidas.

Ingredientes

  • Vasito de integral (1 vasito)
  • Judías blancas cocidas (130 gr 1 vasito)
  • Lentejas cocidas (100 gr ½ vasito)
  • Acelgas cocidas (90 gr ½ vasito)
  • Sal (al gusto)
  • Carne de pimiento (al gusto)
  • Agua (50 gr 1/3 vasito)
  • Microondas (3 minutos)

Autor

Brillante Brillante Brillante, te lo pone fácil

También te puede gustar