Arroz vaporizado: receta fácil y saludable

tiempo de cocinado 5-25 min
dificultad Fácil
numero de comensales 4 personas
tiempo total 30 min
numero de comensales Cocina mediterránea
coste estimado 10 €
Calorías por ración: 387 kcal

¿Has escuchado hablar sobre el arroz vaporizado y te preguntas cómo puede transformar tus comidas diarias en platos saludables y deliciosos? En Arroz Brillante entendemos que el tiempo es oro, especialmente en las cocinas de quienes llevan un estilo de vida ajetreado. Por eso, te presentamos una guía completa para cocinar nuestro arroz vaporizado, un grano que no solo es fácil de preparar, sino que también mantiene una textura perfecta y absorbe maravillosamente los sabores de tus recetas favoritas.

Nuestro Arroz Brillante Calidad de Oro se beneficia de un tratamiento con vapor de agua completamente natural, lo que asegura que cada grano quede suelto y en su punto, perfecto para quienes buscan calidad y conveniencia en cada bocado. Este proceso no solo mejora la textura del arroz, sino que también permite que retenga más nutrientes, vitaminas y minerales.

Elaboración

  • Preparación del pollo

  • Comenzamos calentando una cucharada de aceite de oliva en una sartén grande a fuego medio-alto. Añadimos los 200 g de pollo cortado en cubos. Sofreímos el pollo hasta que esté dorado y completamente cocido, lo que suele tomar aproximadamente 5-7 minutos. Una vez cocido, retiramos el pollo de la sartén y lo reservamos aparte. Este paso asegura que el pollo esté jugoso y lleno de sabor, listo para ser añadido más tarde al arroz.

    Mantener el pollo aparte tras dorarlo permite que los jugos se reintegren en la carne, haciendo que cada bocado esté muy sabroso y tierno. Reservar el pollo también ayuda a evitar que se cocine demasiado durante el proceso de preparación del arroz. Se cocinará un poco más cuando lo volvamos a añadir, al final.

    Preparación del pollo

  • Sofrito de verduras

  • En la misma sartén utilizada para dorar el pollo, añadimos un poco más de aceite si es necesario y sofríe la media cebolla, el medio pimiento rojo, el medio pimiento verde, y los cuatro dientes de ajo, todos finamente picados. Cocinamos a fuego medio hasta que las verduras estén tiernas y la cebolla esté translúcida, aproximadamente 8 minutos. Este sofrito forma la base aromática de nuestro arroz, aportando una rica profundidad de sabor.

    Es importante cocinar las verduras a fuego medio para evitar que se quemen mientras sueltan todos sus jugos y aromas, lo que es esencial para el sabor final del plato. La suavidad de las verduras contrastará perfectamente con el pollo cuando se combinen en los siguientes pasos.

    Sofrito de verduras

  • Reincorporación del pollo y adición del arroz

  • Una vez que las verduras estén listas, reincorporamos el pollo a la sartén y mezclamos bien para combinar los sabores. A continuación, añadimos el arroz al sofrito y removemos durante un par de minutos hasta que los granos de arroz se impregnen bien de todos los sabores y comiencen a dorarse ligeramente. Este proceso se llama «nacarar» el arroz, y es crucial para fijar los sabores antes de añadir el caldo.

    Nacarar el arroz asegura que cada grano esté bien cubierto con el sofrito, lo que ayuda a que el arroz absorba uniformemente el caldo y los sabores mientras se cocina. Esto también ayuda a que el arroz mantenga su textura individual sin apelmazarse.

    Reincorporación del pollo y adición del arroz

     

  • Añadiendo el caldo y el azafrán

  • Ahora es el momento de añadir el caldo de verduras y una cucharadita de azafrán previamente infusionado en un poco de agua caliente. Ajustamos la sal al gusto en este momento. Llevamos la mezcla a ebullición, luego reducimos el fuego y dejamos que el arroz cocine a fuego lento.

    El azafrán además de añadir un color vibrante al plato, aporta un sabor sutil y distintivo, difícil de conseguir con otro ingrediente. Cocinar el arroz a fuego lento asegura que se cocine de manera uniforme y absorba todos los aromas y sabores del sofrito, el pollo y el azafrán.

    Añadiendo el caldo y el azafrán

  • Finalización y presentación

  • Una vez que el arroz esté cocido, retiramos la sartén del fuego y dejamos reposar el arroz tapado durante cinco minutos. Esto permite que los granos terminen de absorber cualquier resto de caldo y que el arroz se asiente, lo que mejora su textura. Después, esponjamos el arroz con un tenedor para separar los granos y asegurar que el arroz quede perfectamente suelto y esponjoso.

    Para servir, decoramos el plato con perejil fresco picado. El perejil añade un toque de color fresco y aporta un ligero sabor herbáceo que complementa perfectamente el sabor del azafrán y las verduras. Servimos caliente y disfrutamos de un plato vibrante y nutritivo que es perfecto para cualquier ocasión.

    Finalización y presentación

Conclusión

El arroz vaporizado es un alimento básico saludable y nutritivo, un ingrediente muy versátil que puede ser la estrella de numerosos platos. En Arroz Brillante nos enorgullecemos de ofrecer productos que combinan comodidad y calidad, ayudando a nuestros clientes a explorar una amplia gama de recetas con sencillas, ofreciendo total confianza.

Esperamos que estos trucos, consejos y respuestas a tus preguntas te ayuden a perfeccionar tu arte culinario y te inspiren a incorporar el arroz vaporizado a tus menús diarios. ¡Feliz cocina!