Medina Sidonia es una de las poblaciones históricas y monumentales más importantes de Cádiz. Fue declarada Bien de Interés Cultural (BIC), en el año 2001, y galardonada con el premio al Embellecimiento de los Pueblos Andaluces, gracias a sus más de 3.000 años de antigüedad.

Dentro de su patrimonio histórico, destacan la Iglesia de Santa María la Mayor la Coronada, el conjunto arqueológico “Cerro del Castillo” y su famosa Calzada Romana. Y, si visitas este pueblo, por supuesto, no puedes olvidarte de su Museo Arqueológico de Medina Sidonia (MAMS).

Desde el punto de vista gastronómico, Medina Sidonia se caracteriza por la gran variedad de platos y recetas que se han transmitido de generación en generación. Desde cocidos típicos, como el guiso de berza o de alcauciles, los deliciosos caracoles y cabrillas de su tierra, hasta la mejor carne que proviene del campo. Podemos hablar de carne de caza como el conejo, la perdiz o del famoso pollo de campo.

Receta de arroz con pollo sureño (4 pax.)

Ingredientes

  • 320 gr de arroz
  • Pollo sureño guisado
  • 1 tomate
  • 1 pimiento rojo
  • 1 cebolla
  • 1 pimiento verde
  • Pimentón
  • Pimienta
  • Comino
  • Tomillo fresco
  • Comino
  • Sal
  • 1,5 l de caldo de pollo
  • AOVE

Elaboración

  • Vamos a empezar preparando el sofrito. Echamos un poco de aceite en el perol y mientras se calienta, cortamos la cebolla, el pimiento rojo y el pimiento verde. Lo incorporamos todo al perol y que se vaya haciendo nuestro sofrito.

  • Seguimos cortando ingredientes como el tomate, muy picadito. Echamos dos cucharadas de pimentón en el sofrito y para que este no se nos queme, añadimos rápidamente el tomate picado. Dejamos que reduzca todo un poco. Luego, un poco de pimienta, comino, tomillo fresco y sal.

  • Es el momento de nuestro arroz Sabroz, ponemos un puñado de arroz por persona y sofreímos un poco. Acto seguido cubrimos todo con el caldo del cocido del pollo sureño. Cuando pasen 10 min de cocción de nuestro arroz, incorporamos el pollo ya cocinado. Dejamos 5 min más y por último 3 min de reposo.

  • ¡Y listo para comer!